Seguidores

Translator

10 diciembre 2008

Emanación

Él cobró venganza. Y con un roce, sus dedos dispusieron del enigma de sus cejas. Mientras los ojos se cerraban todo lo ocupaba la ardiente simetría de la distancia. No te vayas, el viento no traerá tu sangre de donde surge el olor de las cerezas.

1 comentario:

ღHechicera de Oportoღ dijo...

Ella responde:

No es el viento quien me preocupa, no es mi sangre que se escapa,solo temo que más enigmas sean resueltos y no impedirme permitirtelo.